¿Qué madre es mejor?

BREVES
Bárbara Gimeno

Todavía no he sido madre (y espero que aún me queden unos años, cosa que espera mi pareja también), pero quiero serlo algún día. Es un tema que me transmite tanta ternura, tanta felicidad que cuando me dicen que hay mujeres que no quieren serlo o que, una vez lo han sido, pasan unos meses terribles, me parece difícil de creer. Hace poco, caminando por la planta infantil de Primark, me entró la vena maternal –entre zapatillas tamaño bebé y vestidos de mamá Noel talla 4-  y le empecé a dar vueltas al tema. La depresión posparto se llama. ¿Cómo funciona? ¿Podría, a pesar de mis tremendas ganas de ser madre, afectarme cuando me toque?

La depresión posparto es una depresión de intensidad variable que sufre una mujer tras dar a luz. Aunque suele presentarse en los primeros meses después del parto, puede llegar hasta un año más tarde. Las verdaderas causas que provocan este desajuste emocional en la mujer se desconocen, pero todo apunta a que los principales cambios que un embarazo produce en la vida de la mujer son los culpables. Durante nueve meses se produce una variación hormonal tremenda, las relaciones sociales y laborales se trastocan, tu cabeza se pregunta si serás capaz, si estarás preparada… un batiburrillo de cosas que pueden acabar traduciéndose en este tipo de depresión que puede afectar  a cualquier mujer.

clinicaloscondes
Síntomas de la depresión post parto. Fuente: clinicaloscondes.cl

Hay muchos personajes públicos que han declarado haberla sufrido, con el objetivo de intentar normalizarla. El último caso fue el de la cantante Adele, que reveló en una entrevista para Vanity Fair que sufrió mucho tras dar a luz a su hijo: “Mi experiencia con el posparto es que no quieres estar con tu hijo; te preocupa que le hagas daño, te preocupa pensar que quizá no estás haciendo un buen trabajo… Estaba obsesionada con mi hijo, sentía que no lo hacía bien, que había tomado la peor decisión de mi vida…”. No solo ella, también la cantante Alanis Morissette, la actriz Brooke Shields o la famosa protagonista de Friends Courteney Cox son otras famosas que, como mujeres antes que personajes públicos, han padecido esta enfermedad, lo que demuestra  que le puede tocar a cualquiera.

adele tkmcom.jpg
La cantante Adele y su hija. Fuente: mundotkm.com

Muchas veces –y de forma errónea- se relaciona este tipo de depresión con el no sentir afecto por su hijo o hija. No por sufrir depresión posparto se es mejor o peor madre. Simplemente es una enfermedad, como otra cualquiera, que cuando termina trae de nuevo la normalidad a su vida, permitiéndote disfrutar de la maternidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s